martes, 23 de agosto de 2016

PORTAL PERÙ - ISAAC FELIPE MONTORO EL PERIODISTA MENDIGO-POR SAMUEL LIZANA

El periodista mendigo

En 1961, un periodista se disfrazó para sentir en carne propia las vicisitudes de aquellos que deben pedir limosna para sobrevivir. De aquella experiencia escribió un libro.

POR SAMUEL LIZANA

El periodista mendigo
En el periodismo a veces no alcanza saber narrar y describir. Hay reporteros que no se conforman con ello y se convierten en personajes del hecho noticioso para explicarlo y no limitarse a la coyuntura.
Uno de ellos fue el recordado Isaac Felipe Montoro, periodista del diario Expreso, aquel que latía al vértigo noticioso en el jirón Ica, en el centro limeño.
En octubre de 1961 Isaac Felipe Montoro se vistió y vivió como mendigo varios días, pidiendo dinero en la iglesia La Merced, en pleno corazón limeño. También durmió en las cuevas de las riberas del río Rímac.
Su trabajo periodístico fue un gran éxito. Reveló la verdad de la mendicidad en Lima como un recurso fácil de vivir, de inescrupulosos seres que se aprovechaban de la generosidad del prójimo.
Destacado escritor y autor de libros
Montoro también era un destacado escritor. Años después publicó el libro "Yo fui mendigo".
"Me senté en la vereda, recostando la espalda contra la barroca fachada de la basílica La Merced. Sentía la morbosa humedad del clima limeño y ansiaba que cayera el tibio sol de Octubre. Extendí la palma de la mano esperando el contacto de una moneda. Me había convertido en el típico mendigo de la ciudad; lo delataban así los harapos que exhibía. Mi larga cabellera enmarañada. Mi tupida barba teñida de blanco, mi tez magra y macilenta, mi sombrero de flecos y agujereado, movían a una terrible compasión", narró.
Posteriormente, publicó "Las ratas del castillo" (1981), con el periodista Raúl Villarán como personaje central. Los acontecimientos se sitúan en el diario “Ultima Hora” donde ambos se conocieron. El prólogo de ese libro fue escrito por el reconocido poeta Juan Gonzalo Rose.
"La obra discurre sobre las peripecias del redactor que se preocupa de su condición humana, sobre su sueldo mísero que ganaba en esa época, sobre lo que significa conseguir una noticia de primera y hacer periodismo amarillo", señala, en su blog, Humberto Pinedo Mendoza, esxcompañero de redacción de Montoro en Expreso.
Isaac Felipe Montoro publicó más de 40 novelas que él mismo editaba, repartía y vendía, entre ellas: "La Muerte de Mariana Altamira", "El secuestro de Anastasia", "La sombra de Avelina", "Guerra y hambre", "La fuga del zorzal", "Los niños mutilados", "Los demonios del rock", "El abogado y el crucifijo del Diablo", "El botero de Talara", "La doble cara de una rosa" y "La furia ofendida".
Abandono
El 23 de junio del 2008 la periodista Mary Domínguez escribió en su blog Bit@corasUrbanas sobre el abandono de algunos artistas nacionales que morían  en completo abandono.
Domínguez citó los casos de Martín Adán, Francisco Bendezú y del periodista y poeta trujillano Alejandro Romualdo Valle Palomino (81), a quien se le negó una pensión del Estado. Murió el 27 de mayo del 2008 en el interior de su domicilio en San Isidro. Ninguna autoridad gubernamental acudió a su sepelio.
“Así ocurrió con el periodista Isaac Felipe Montoro, a quien encontré casi a las cuatro de la madrugada hace algunos años –en pleno invierno- durmiendo cerca del policlínico Angamos esperando conseguir una cita con el médico”, afirmó Domínguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada