martes, 25 de septiembre de 2012

CASA BARBIERI -ENTREVISTA A HUMBERTO PINEDO

LA POESIA CONCRETA DE HUMBERTO PINEDO ENTRE LA REALIDAD Y LA EVASION

Humberto Pinedo
 
Por: Johnny Barbieri

Entrevistar al periodista, historiador y poeta Humberto Pinedo Mendoza es ingresar a un mundo de lo real y lo sub-real y el absurdo en algunos casos. Se preocupa del hombre universal y por lo tanto peruano y americano. Como diría Jean Paul Sartre sobre la vocación del escritor "Que es la razon de ser del hombre creativo dentro de la sociedad que le tocó vivir, ya sea para que lo libere o lo frustre"

JB- ¿Por qué entre lo real y la evasión?
PINEDO- El poeta Alejandro Romualdo diría en un verso "Querrán matarlo y no podrán matarlo" refiriéndose a Túpac Amaru y Cèsar Vallejo en cambio nos recuerda que "Hay golpes en la vida tan fuertes yo no se. "Hay poesía, filosofía, sociología. Son testimoniales, reales, concretos que subvierten al hombre. No se escapan de ella más bien utilizan a la realidad para esclarecerla y hacernos pensar. Es decir es una poesía al servicio del hombre y no el hombre al servicio de la poesía. Los creadores no tenemos patentes de corso para utilizar las imagenes de cualquier manera y escribir cualquier barbaridad como nos diría últimamente Vargas llosa, si no es así  se estaría cayendo en un acto de evasión.

JB- ¿Qué opinión tienes de la poesía actual, la que va después de tu generación?
PINEDO- También se ha globalizado, son de los tiempos de Internet, poesía camaleónica sin estilo personal. La poesía también se ha banalizado. Con esto no quiero decir que no existan buenos poetas. Pero no aparecen pesos pesados como los Oliverios Girondo, Nerudas, Cardenal, Withman, Vallejo, Benedetti. Hay una emergencia aluviónica por escribir cualquier disparatada imaginativa sin sentido.
Contra la literatura y el periodismo basura escribo un verso donde cuestiono a los pseudos poetas" "Requiem a un poema eròtico tomado subitamente a la Lima sexuada" de una chiquilla de 15 años que se prostituye. La franqueza de los versos no significan que sean panfletarios. En cambio escribir para uno mismo o para su grupo si es un acto de masturbación poética.

No es evasiòn cuando digo en "Cambio de guardia" Maldito poder ahora necios y mañana corderos de perversos héroes, o "tontas mujeres y patanes machos guiarnos quieren". Augusto Tamayo Vargas diría de este estilo que es testimonial y desgarrante. Salvo excerpciones la poesía actual no testimonian la realidad para subvertirla. Estan creando imagenes intrascendentes que le hacen perder credibilidad a la Literatura.

JB- Se te critica que eres demasiado real en tus poemas.
PINEDO- Se me critica de que soy reiterativo, caótico, crudo, que uso arcaismos, peruanismos. Como también demasiados adjetivos, sustantivos, versos. Yo trato de ser auténtico en mi literatura como ruptura y no por snobismo. Individuos subdesarrollados que sólo son buenos para criticar pero que no innovan nada.

Es falso que la realidad siempre sea triste. Desde mi juventud estoy muy influenciado por los temas flamencos, tangos, boleros de la época de oro, rancheras y huaynos latinoamericanos. Creo que si se puede plasmar tu sentir espiritual en versos con identidad como lo hizo Garcia Lorca en su "Romancero Gitano", o Nicolás Guillén con su "Son Entero". Hay un verso mío que digo "Coplero sudor que ensombro, que derramo, que atoro y que chillo rato". Es una bulería o un verso que conmueve el alma y que nos rasga nuestro ser. Si no lo sienten así es porque no lo han vivido.

JB -¿Cuál es la diferencia entre un verso concreto y el teatro o un tema musical?
PINEDO -Si las actitudes de los poetas actuales no cambian la poesía no va a servir para nada. Acaso "Bodas de Sangre" no es poesía. Los temas de José Alfredo Jiménez y de Benny Mooré son poesía hecho canción. Despiertan nuestra sensibilidad, sentimiento y amor. Las películas de Pasolini, Buñuel Bergman o Fellini son pura poesía de la vida. Como también el film "El gallo de oro" escrito para el cine por Juan Rulfo y Gabriel Garcia Marquez. Si las generaciones actuales no entienden que estas creaciones también son poesía entonces son muy banales en sus apreciaciones literarias.

JB- ¿Qué influencia tienes del concretismo brasileño?
PINEDO- Ese concretismo poético de los Dumont Andrade yo lo denomino de experimentalismo visual, y alambicamiento con la finalidad de darle importancia a las palabras imaginadas. Excelente ese trabajo creativo. Pero concretismo en el sentido real de la palabra ¡NO¡. El concretismo es la realidad y no un juego de palabras. Los escandinavos que iniciaron esta corriente literaria fueron màs elocuentes con esta busqueda. Dentro de esta corriente estan César Toro Montalvo en especial con su libro "Mabu" y Jorge Eduardo Eielson. Los haiku también me han servido para sintetizar los versos con utilidad creativa y social.

JB-¿ Hacia dónde va tu concretismo, Humberto?
PINEDO- A conmover a la gente. Que tomen conciencia de sus problemas. Por eso cuando digo "Quisimos ser hombres y fuimos matones" estoy demostrando con mis versos que nos estamos deshumanizando y que el honor, la decencia y el respeto son valores que ya no se toman en cuenta en las nuevas generaciones. Ha veces me pregunto ¿Cuál es el objetivo de las personas que escriben versos? Mi concretismo respeta la individualidad del hombre y busca la justicia social. Cuando digo "Te comprendo Manuel que tu sueldo no te alcance y que tu mujer no sueñe amor contigo". Es decir son poemas al servicio del hombre, de su identidad y de su sentimiento.

JB - Humberto te consideras un poeta de la Generación del 70
PINEDO- Me parece ridículo tomar como referente la calidad de un tiempo fijo. Como nos hablaba Ortega y Gasset las generaciones son coyunturas y no imposición de estilos. Aparecí en 1970 en el Congreso de Jauja. Era la época de los cambios revolucionarios del General del pueblo Juan Velasco Alvarado y los sucesos de mayo en París que formaron mi conciencia social.

Después me identifiqué con las posturas libertarias y de dignidad de "Gleba Literaria" dirigido por mi gran amigo y poeta Jorge Ovidio Vega Morzan. Aprendí de esa época que el hombre no puede estar sometido a ismos. Extremismos, nacionalismos, sectarismos, fanatismos culturales, religiosos o politicos. Creo que de esa época están quedando muy buenos versos pero no buenos poetas que impongan un estilo diferente.

Dos poemas concretos de Humberto Pinedo de su libro TOPUS
TOPO VIDA

Patria exilio hogar tapo
hiervo torpe ímpetu ciego
recojo calor ahugero monte
concho torpe cambio vida
epoca grata huelo lejos
araño tierra sangro trecho
hocico saco agresivo salgo
dolor pobre ojeroso miro
hombre bestia matando niños
cólera monto sonzo quedo
topo regreso pancho niego
EL PERU HA PARIDO UN HUESO METALICO HOMBRE DE CUERO ROLLIZO
 
Al Perú muerdo su alma cual topo embarrado todo dudosos cuerpos mi rostro sudo
sacos de hastio amontono chamusco genes campo abierto al mundo que marco
Comploto guardo gans cabros locos putas rosas siervos rostros que amarro duro
al Perú tiempo humoso que compro ,antro que rechazo amargo de mi rostro
fornico al día hallazgo que reporto cual ñaño deshonrado chorros de bollos muerdo
Sociólogo manchado de razón reparto manos de hombre humoso de suelo molido
el Perú brama de tanto cepo, de tanta joda, de tanta mugre, de tanto tiempo fugaz
Comploto cual ñaño flagelo almas de somnífero encierro que rechazo de mi rostro
compro mi concho de tumbo en tumbo mi condición de humano barro rabio
 
Humberto Pinedo, Aníbal Cueva (editor) y Johnny Barbieri

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada